Congelan cuentas bancarias de inmigrantes en el Bank of America

315

Zero Hedge / Redacción LTH
El Bank of America congeló las cuentas de Saeed Moshfegh, un estudiante iraní que está obteniendo su título de Ph.D. en física en la Universidad de Miami y ha estado en el país por más de una década. Para mantener el acceso a sus cuentas, todo lo que tenía que hacer era mostrar una prueba de residencia legal cada seis meses; sin embargo, a principios de agosto, todo cambió.
Moshfegh fue a su sucursal local en el distrito de South Miami. Pero cuando llegó fue instruido de que la documentación que presentó esta vez no podría ser aceptada. Los funcionarios del banco insistieron en que muestre diferentes documentos, de acuerdo con Moshfegh.
Debido a su estado actual de estudiante, él mantiene que la documentación que proporcionó era la correcta. “Este banco no sabe cómo funciona el sistema de inmigración, por lo que no aceptaron mi documento”, dijo Moshfegh.
Con su cuenta bloqueada, Moshfegh no podía pagar el alquiler de su vivienda, los gastos de subsistencia, junto con sus tarjetas de crédito, todas fueron rechazadas repentinamente. Fue como si hubiera sido eliminado del sistema.

Cliente enojado canceló su cuenta
En los últimos meses, el Bank of America (BoA) ha estado en un frenesí, congelando las cuentas de los clientes después de preguntar sobre su estado legal en los Estados Unidos.
El mes pasado, el Washington Post informó que una familia de Kansas tuvo sus activos congelados después de que Bank of America cuestionó su ciudadanía. Josh Collins y Jessica Salazar Collins, los afectados, dijeron que recibieron una carta de aspecto inusual del banco, en la que preguntaban sobre el estado de ciudadanía.
Otro caso fue el de David Lewis, un nativo de Tennessee, que también recibió la misma carta que Collins, le dijo al Miami Herald que había mantenido una cuenta con el BoA durante aproximadamente tres décadas. En la carta, el banco le solicitó su ciudadanía, ingresos y número de seguro social.
Disgustado, Lewis llamó al Bank of America, quien le dijo que su cuenta sería congelada si no completaba los formularios y los enviaba. Tras la conversación telefónica con el BoA, Lewis siguió su sentido común, canceló su cuenta.

El BoA ¿faltando a la verdad?
The Miami Herald le preguntó a la portavoz del Bank of America, Carla Molina, sobre los incidentes. Ella dijo que no hubo cambios en la forma en que el banco recaba información de los clientes, incluida la ciudadanía, desde el 2008. Pero las quejas de los clientes la contradicen y las autoridades bancarias dudan la respuesta.
Según Stephanie Collins, portavoz de la Oficina del Contralor de Monedas, la agencia federal que supervisa las sucursales bancarias, los bancos estadounidenses no han recibido nuevas instrucciones para recopilar más información sobre los clientes, ni la prueba de ciudadanía para abrir una cuenta.
Y Paulina González, directora ejecutiva del California Reinvestment Coalition, le dijo al Herald que el BoA, a través de su vocera, está faltando a la verdad. “Esto es nuevo. Tenemos clientes del Bank of America con quienes hemos hablado y nunca le pidieron (la verificación de la ciudadanía) antes del año pasado. Si lo estuvieron preguntado antes, que nos muestren la prueba”, dijo.

El único banco que lo está haciendo
Un artículo en la revista American Banker también destacó al Bank of America como la única institución que ha realizado cambios repentinos en sus políticas.
González dijo que el escrutinio del banco ha generado temor en las comunidades inmigrantes, que ya están sintiendo la presión de la represión del gobierno de Trump contra residentes nacidos en el extranjero.
“El miedo se está apoderando de estas comunidades”, dijo González. “Es como entrar a una tienda de abarrotes para comprar leche y que se le pida su ciudadanía en la caja de pagos: la banca es uno de los aspectos centrales de la vida diaria en este país. Enfrentarse a esta pregunta para hacer operaciones bancarias parece tan antiamericano como se pueda imaginar”.

Fundado para ayudar a inmigrantes
La gran ironía del Bank of America en el Siglo XXI es que fue fundado en San Francisco en 1904, como el Banco de Italia, para atender las necesidades de muchos inmigrantes que se establecían en los Estados Unidos, durante la gran ola migratoria de aquella época.
El banco debería respetar su historial, proteger los derechos civiles de los inmigrantes y dejar de recopilar información sobre el estado de ciudadanía de sus clientes.
A propósito, González lanzó recientemente una petición, “Dígale al Bank of America: Respalde a los inmigrantes”, acusando al banco y al gobierno de Trump de lanzar una guerra financiera para atacar a los inmigrantes congelando sus activos. La petición ha recibido más de 61,600 firmas desde el 30 de agosto.

Fuente: https://www.zerohedge.com/news/2018-08-30/bank-america-freezes-immigrant-bank-accounts

Dejar respuesta

¡Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí